Kassius Robertson

Prometo que el artículo intentará ser mejor que el título. Como habrán notado los más avispados hemos venido a hablar de Kassius Robertson. El canadiense con pasaporte jamaicano no está rindiendo bien, no está seguramente ni cerca de rendir bien.

No es el primer canadiense con pasaporte jamaicano que empieza mal o muy mal su andadura con Valencia Basket. Kyle Alexander no empezó a entender que se jugaba con las manos y sus compañeros eran los de naranja hasta bien entrado enero. Kassius no tiene ningún problema de actitud, sólo de puntería.


Robertson llegó a València más solo de lo que pensaba. El Valencia Basket presentó oferta de tanteo por Kyle Guy y por Kassius con cuatro días de diferencia. Lo lógico era pensar que, de llegar ambos, el del Joventut sería el titular y el del Obra vendría a ser su suplente. Por obra y gracia del tanteo el americano acabó en Grecia y en Santiago nos hicieron el “favor” de no igualar para no quedarnos dos veces con cara de tonto la misma semana. Sabiendo pues que el club buscaba dos escoltas, era lógico pensar que faltaba el escolta principal por llegar, y por no alargar esto más, no llegó nunca. Se quedaron a Harper, sin querer, y el americano en el primer partido de Euroliga se lesionó.

Una vez contextualizada la situación de Kassius, nos encontramos con que el escolta suplente debe ser titular.

Pobrecito mío.


Kassius está en sus peores números anotadores desde que es profesional 7.4 pts, 37% T3, 0% T2 en ACB y 5.2 pts, 31.6% T3, 0% T2 en Euroliga. Ni una canasta de dos puntos anotada en nueve partidos. No sé si es peor que no haya anotado ninguna o que en ACB sólo lo haya intentado tres veces en cinco partidos y ocho veces en cuatro partidos en Euroliga. Yoda decía: “hazlo o no lo hagas, pero no lo intentes”. Pues mira no, el enano verde se equivocaba, Kassius. Inténtalo, inténtalo muchísimo más. Porque en algún momento las canastas llegarán, pero si ni siquiera pruebas a tirar de dos, eso ya es menos perdonable. El juego exterior del VBC necesita puntos. El porcentaje de tres no me preocupa tanto, rozando el 40% en liga doméstica y en Euroliga todo es más complicado, especialmente si debe fabricarse él sus canastas.


Entiendo el salto enorme que supone pasar de jugar un partido por semana a el ritmo frenético de combinar ACB y Euroliga, entiendo que el sistema del Moncho le favorecía ampliamente, que ha subido muchos escalones de golpe y que quizá está teniendo que jugar incluso más de lo que el propio Robertson esperaba. Nada de lo expuesto le ayuda y por todo ello hay que tener paciencia.


El regreso a las pistas de Jared y Semi debería darle al equipo los puntos que está echando en falta y a Kassius una rebaja de minutos o incluso no ser convocado algún partido. Y no hablo de perder minutos o partidos como castigo por su rendimiento, lo digo como un favor al jugador. Pienso que la presión de ser el único con etiqueta de “escolta anotador” en el equipo le está pesando en exceso y no por falta de talento sino más bien porque no venía a cubrir ese rol. Ese rol era para Kyle y ahora debería quedárselo Harper. En una situación ideal con todos sanos, el canadiense no sería titular ni esperaríamos como agua de mayo sus triples. Su mal inicio me parece circunstancial.


Me explico. Si Touré y Reuvers fueran el pívot y ala-pívot titulares de este equipo, tendríamos un problema por el rendimiento que dan. Pero no lo son, dan descansos a Davies, Inglis y Pradilla. Si tienen días malos, que los tienen, hay tres o cuatro jugadores de mayor nivel por delante en la rotación que “tapan” sus defectos. Kassius por culpa de lesiones, está obligado a jugar mucho más y, por tanto, si Kassius juega mal no hay nadie detrás. Está solo en su posición y en consecuencia mucho más expuesto a la crítica. Si das una vuelta por redes sociales, Kassius es siempre el más señalado y se ha llegado a pedir incluso el corte de su contrato. No creo que estemos en una situación tan grave pese al rosco en tiros de dos puntos. No analizaría la aportación real del canadiense hasta que no esté de regreso Harper, con los dos sanos y dándose relevos entonces empezaré a ser más exigente con el jugador.


Este artículo ha sido escrito previamente al partido contra Manresa, ojalá que para cuando sea publicado, Kassius haya hecho un partidazo contra los catalanes y esto haya quedado obsoleto. De no ser así, solo habrá que esperar a que vuelvan los lesionados en su posición que, por cierto, son tres jugadores: Martin, Aróstegui y Harper. Le estamos pidiendo que produzca él lo que deberían poder hacer entre cuatro. Seamos un poco más justos. A tiempo de cortar cabezas siempre estaremos.

Eso sí, abiertos también a ofertas de mercado irrechazables independientemente del rendimiento del canadiense.


Jordi Bonet

1 comentario en «OPINIÓN: Tenemos Kassius abierto»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *